Edit Content

Estudio de arquitectura e interiorismo especializado en residencial

Visita nuestra sección de preguntas frecuentes

Habitación Infantil Patricia

CLIENTE: Particular
CARACTERÍSTICAS: Dos habitaciones infantiles separadas por una una cocina y un espacio usado como almacén, contiguo a una de las habitaciones infantiles. 
TIPO DE INTERVENCIÓN: Amueblamiento y decoración

(Antes de la reforma)

Requerimientos del cliente:

Redistribución. amueblamiento y decoración de dos habitaciones infantiles.

Intervención:

A partir de estas tres estancias, se cambió el uso de las mismas para aprovechar mejor los espacios según las necesidades familiares.

Las dos habitaciones contiguas se transformaron en las habitaciones infantiles: una con uso de dormitorio y una como habitación de juego.

La última estancia se destinó como estudio.

En el dormitorio se optó por una litera-nido con una estructura independiente para que en el futuro se puedan separar las camas.

Se aprovecharon algunos huecos existentes para poner muebles a medida ganando así espacio de almacenaje y dejando más espacio libre en los dormitorios.

Para la decoración de una de las paredes de la habitación de juegos se colocó un vinilo de mapamundi y la pared de apoyo de los escritorios se pintó con pintura magnética.

Por último se personalizó la habitación con una cortina, pieza única de diseño que realizamos con dibujos hechos por sus hijos.

El dormitorio infantil se decoró con una pintura mural que representaba un árbol con marcos para fotografías. Ese mural se pintó con la clienta para que ella misma pudiera aprender y sentirse participe del proceso de cambio de su hogar.

CLIENTE: Particular
CARACTERÍSTICAS: Dos habitaciones infantiles separadas por una una cocina y un espacio usado como almacén, contiguo a una de las habitaciones infantiles. 
TIPO DE INTERVENCIÓN: Amueblamiento y decoración

Requerimientos del cliente:

Redistribución. amueblamiento y decoración de dos habitaciones infantiles.

Intervención:

A partir de estas tres estancias, se cambió el uso de las mismas para aprovechar mejor los espacios según las necesidades familiares.

Las dos habitaciones contiguas se transformaron en las habitaciones infantiles: una con uso de dormitorio y una como habitación de juego.

La última estancia se destinó como estudio.

En el dormitorio se optó por una litera-nido con una estructura independiente para que en el futuro se puedan separar las camas.

Se aprovecharon algunos huecos existentes para poner muebles a medida ganando así espacio de almacenaje y dejando más espacio libre en los dormitorios.

Para la decoración de una de las paredes de la habitación de juegos se colocó un vinilo de mapamundi y la pared de apoyo de los escritorios se pintó con pintura magnética.

Por último se personalizó la habitación con una cortina, pieza única de diseño que realizamos con dibujos hechos por sus hijos.

El dormitorio infantil se decoró con una pintura mural que representaba un árbol con marcos para fotografías. Ese mural se pintó con la clienta para que ella misma pudiera aprender y sentirse participe del proceso de cambio de su hogar.